Amores Calcinados

er
Allí donde se esconden tus abrazos,
amores como el verbo.
que no rezan, que no yacen.
marginados.

Amores que se clavan en una sola mirada,
como las mañanas, de dulces campanadas.

Ataharres y un aroma de canción,
son tus retablos y tus velos de estación.
Amores calcinados por la porfía,
de los cabildos la mustia melodía,
y sus cantos de jalde color,
serenando las almas sin control.

Amores de contraflorado,
y esparcidos de ola en ola,
y tus pasos van llamando,
a la tarde que se asoma.

Amores que no rezan, que no yacen,
y en sus secretos se complacen.

Y allí donde se esconden tus brazos,
ensiformes caricias,
de salvajes chispazos,
y allí donde el fuego inicia,
arden espuelas en tu espinazo.

Chamuscados afectos sin control,
De fuego y flama un estertor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s